ActualidadNoticiasReportajes

Dos niños víctimas de violencia sexual y matoneo, respectivamente, en instituciones educativas en Hato Corozal, Casanare.

Dos niños del municipio de Hato Corozal al norte de Casanare, en hechos independientes, resultaron víctimas de violencia sexual y matoneo, respectivamente. Los hechos fueron denunciados en redes sociales y se espera que las autoridades actúen para esclarecer lo ocurrido y se eviten nuevas situaciones que atenten contra la integridad de los infantes.

Uno de los menores fue abusado sexualmente en un internado y solo se ha podido establecer que el abuso fue reportado a la Comisaria de Familia de Paz de Ariporo. De esta situación el comandante de la policía, coronel José Miranda, prefirió la reserva de la información para no revictimizar al jovencito.

El otro caso es de un niño de 12 años, estudiante del colegio Luis Hernández Vargas del municipio de Hato Corozal, quien fue víctima de una fuerte agresión en su zona testicular, que por ahora le impide orinar normalmente. El menor habría sido torturado y humillado por algunos de sus compañeros en dicha institución educativa y está siendo atendido en el Hospital Regional de la Orinoquia, donde le están prestando asistencia en lo físico y sicológico.

De acuerdo a lo informado por el médico Hernán Darío Hernández Santacoloma, director de Urgencias del Horo, al chiquillo, lo golpearon y apretaron en esta delicada área del aparato reproductor masculino, ocasionándole una inflamación que lo obliga a utilizar una sonda para evacuar la orina.

La madre del niño denunció como su hijo, campesino, venía sufriendo de matoneo por sus propios compañeros, situación que había reportado a una docente y ella había recomendado dialogar para evitar los hechos de agresión. Se volvió normal que el niño llegara con morados y al reclamar en la institución no hubo acciones contundentes. Finalmente entre dos estudiantes lo atacaron sin misericordia la semana pasada. Con lágrimas en los ojos narró la situación y expresó que su hijo no quiere volver a esa institución y ella va a investigar quiénes fueron los responsables. Del colegio solo hay silencio.

A propósito del tema se pronunció la secretaria de Educación de Casanare, Elizabeth Ojeda, expresó que en esta dependencia no se tenía reporte de estos casos. Por ahora los dos hechos fueron reportados a las autoridades competentes, comisaria de familia. Y se ha solicitado información a las instituciones sobre el seguimiento hecho.

Otras noticias… 

Este año en Yopal sí hay festival de teatro y circo

Portada

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba